Entre dioses anda el juego… Reseña de Elysium

Tras jugar varias partidas, volvemos al blog con todos vosotros para traeros nuestra Reseña de Elysium. Regresamos a la Grecia clásica para construir nuestra leyenda obteniendo el favor de los dioses del Olimpo.

Reseña de Elysium: Objetivo del juego.

Elysium es un juego de cartas, ese es su motor principal, pero… ¿de qué va? El juego trae 8 mazos de cartas diferentes, cada uno de los cuales está dedicado a un dios del Olimpo. Los que incluye el juego son Atenea, Poseidón, Apolo, Hermes, Zeus, Ares, Ades y Hefesto. Cada mazo de cartas tiene su propia personalidad, por ejemplo, algunos son más beligerantes que otros. Las cartas de cada mazo están divididas en tres niveles, el nivel 1, el 2 y el 3. Para jugar se eligen 5 de esos 8 mazos y se mezclan adecuadamente. De ese mazo de juego se roban cartas que se colocarán en la zona central de juego, a la cual se le llama ágora. El número de cartas que hay que colocar en el ágora dependerá del número de jugadores.

La finalidad del juego es construir leyendas, para lo cual los jugadores tienen que hacerse con las cartas que vayan apareciendo en el ágora. Una vez que ya las tienen en su dominio tendrán que conseguir pasarlas al elysium, para ello hay que pagar. Ya se sabe que en la mitología griega, para ese viaje hay que pagar a Caronte, el barquero que ayudaba a cruzar a los muertos la laguna Estigia.

Las leyendas consisten en agrupar las cartas en el elysium de determinada manera. Por ejemplo, se puede construir una leyenda juntando tres cartas de un mismo dios, pero de tal manera que formen una escalera, es decir tienes que tener una del nivel 1, otra del 2 y otra del 3. La otra forma de construir una leyenda es juntando cartas del mismo nivel de las distintas familias de dioses.

Reseña de Elysium: azar, gestión y estrategia.

El azar de las cartas.Reseña de Elysium juego

El juego tiene un componente de azar, pues las cartas se mezclan y barajan antes y no tienes control sobre las cartas que saldrán al ágora durante la partida.

La gestión de las columnas, losetas y monedas

Tamnbién tiene un componente de gestión, y es que no se puede coger cartas del ágora alegremente sin más. Para poder coger una determinada carta tienes que tener en tu poder la combinación de columnas de colores necesaria. Además, una vez que te has hecho con una carta no puedes pasarla al elysium así sin más.

Para pasar al Elysium, como ya hemos mencionado, tienes que pagar dinero. Así que tienes que gestionar el dinero que tienes. Por otro lado no se pueden pasar todas las cartas que quieras al elysium. Para poder pasar cartas al Elysium tienes que haberte hecho con alguna de las losetas que hay en el templo. Estas losetas determinan la cantidad de dinero qjue vas a obtener y también te dicen el número de cartas que puedes pasar al Elysium. Por lo tanto tienes que gestionar el cómo coger las cartas y las losetas del templo. Si no lo haces bien, puedes quedarte sin la opción de pasar cartas al Elysium durante una época (el juego consta de 5) y esto puede ser muy perjudicial de cara al final de la partida.

Estrategia en función de los dioses.

Por último, el juego tiene algo de estrategia, aunque esta depende de los dioses que estén en juego. Si hay dioses beligerantes puedes optar por molestar a los otros jugadores a la vez que intentas construir tus leyendas. En otras ocasiones la mejor estrategia puede ser dedicarte a crear tus leyendas y olvidarte del resto.

Cuadno se alcanza la 5º época juego finaliza y se hace el recuento de puntos. Obviamente, quien más puntos tenga es el ganador.

Reseña de Elysium: Preparación, ambientación y calidad.

El set up de la partida.

El set up no es nada complicado, consiste en elegir los mazos de las familias de dioses con los que se quieren jugar y mezclarlos todos para así crear el mazo de juego. A continuación hay que colocar los tableros de los jugadores, estos cogen la cantidad de oro inicial y las columnas. Luego se prepara el templo donde estarán ubicadas las losetas de aventura. Por último, en la zona que está entre los jugadores se despliegan las primeras cartas del mazo, esta zona es el ágora y el número de cartas que se colocan en la misma depende, del jugadores. En el caso de que se escoja la familia del dios Apolo habrá también que preparar el oráculo. En total la preparación llevará unos pocos minutos.

La ambientación.

La verdad es que la ambientación del juego empieza desde que abres la caja. La cuna que trae para los diversos componentes tiene forma de templo griego. Todos los componentes están diseñados para evocar la Grecia clásica. Los puntos de victoria vienen representados con toquens donde figuran coronas de laurel, los puntos de prestigio están representados por otros toquens donde viene representado los famosos cascos de los hoplitas. Los tableros de juego de los jugadores mantienen la estética del juego recordando a parte de un templo griego. Las cartas, que son las auténticas protagonistas del juego, tienen unas ilustraciones magistrales. estas ilustraciones  representan a la perfección y con cierto toque épico lo que describe la carta. En resumen, todo está cuidado hasta el mínimo detalle, así que poco a poco te sientes como si en realidad estuvieras jugando con el designio de los dioses.

Sobre la calidad.

La calidad de los componentes es buena. Las piezas de cartón troquelado son como el estándar de la mayoría de juegos. Las cartas podrían ser algo más gruesas. No están mal, pero se nos hacen más endebles que la de otros juegos. Un detalle genial del juego son las letras griegas que vienen para pegar en las bases de las columnas. Las columnas son de colores, asi que los daltónicos podrían tener problemas a la hora de jugar. Con estas pegatinas el problema desaparece.

Reseña de Elysium: Opinión.

Reseña de Elysium AresPrimero de todo, hay que recordar que el juego, de momento, está solo en inglés.

El juego es entretenido y las partidas no son largas. Lo interesante del juego es que la forma de jugar la partida cambia en función de las familias de los dioses que se pongan en juego.

Algunas familias son más belicosas lo cual permite molestar más a los otros jugadores. Otras familias no lo son tanto y permiten que cada uno vaya más a su rollo.

Cabe destacar la peculiaridad del mazo del dios Apolo. Este mazo le añade algo más de estrategia al juego, pues no solo tienes las cartas en el ágora sino que también tienes en el oráculo, y esas cartas serán parte de las que estarán en el ágora en la siguiente época. Dicho de otro modo, con el oráculo en juego pudes preveer cuales serán las futuras cartas disponibles y planificar en consecuencia.

Por otro lado el mazo de Ares incluye otro tipo de puntos. Se les denomina los puntos de prestigio. Estos puntos al final del a partida se convertiran en puntos de victoria.  esto añade otra capa de estrategia ya que tendrás que vigilar la cntidad de prestigio que tiene tus oponentes.

Reseña de Elysium: Resumen.

En resumen, un juego con una estética impecable, entretenido, ligero (ya que las partidas no son largas) y que ofrece una experiencia distinta en función de los mazos de los dioses que se elijan.Reseña de Elysium

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.